hidratación en mayores
Hidratación en la tercera edad
9 noviembre, 2018
perdida de apetito en mayores
Consejos para tratar la pérdida de apetito en mayores
18 noviembre, 2018
Show all
disfagia

Cuando hablamos de disfagia estamos haciendo referencia a un trastorno que aparece entre las personas de avanzada edad y que consiste en tener dificultades para transportar la comida desde la boca hasta el estómago. Esta circunstancia pone en riesgo gravemente la salud del paciente ya que, mediante la ingesta de alimentos, es por donde adquirimos los nutrientes que necesitamos para nuestro día a día.

En este artículo de Benviure queremos descubrirte algunos de los mejores consejos para evitar la disfagia. Son recomendaciones elaboradas por expertos y que facilitan la ingesta de comida en adultos con esta afección.

La disfagia: definición y síntomas

Antes de entrar de lleno en los consejos para evitar la disfagia es importante que entendamos a qué tipo de condición nos estamos enfrentando y cómo detectarla a tiempo. Tal y como ya hemos indicado, la disfagia es la dificultad o incapacidad de transportar la comida desde que es metida en la boca y hasta el estómago.

Esta condición puede darse debido al padecimiento de alguna enfermedad o, también, puede irse manifestando de manera progresiva en el paciente, algo que dificulta muchísimo su detección. Sin embargo, hay algunos signos que nos pueden alertar sobre la disfagia, como los siguientes:

    • Tos o carraspeo constante y que, sobre todo, aparece después de comer
    • Cambios en la voz: se puede volver más seca, ronca, gangosa, etc
  • Problemas respiratorios
  • Dificultad de controlar la saliva en la boca, por lo que tienden a presentar babeo
  • Suelen atragantarse con facilidad
  • Cada vez comen de forma más lenta y pausada
  • Desgana o apatía a la hora de comer,

Cómo evitar la disfagia: 10 consejos de expertos

como evitar la disfagia

Ahora que ya conocemos en qué consiste esta afección, vamos a descubrirte algunos de los mejores consejos para evitar la disfagia para superar esta condición. Aquí tienes una lista con los más efectivos y sencillos de llevar a cabo:

  1. Comer sin distracciones: de esta forma, se centrará completamente en el acto de comer
  2. Espalda recta: es importante facilitar la entrada de comida por nuestro tracto digestivo, por tanto, se debe comer con la espalda recta y el cuerpo enderezado
  3. Siempre acompañado: es importante que siempre se acompañe al paciente para poder asistirle en caso de atragantamiento
  4. Comida en pequeñas porciones: es mejor darle pedazos pequeños para que pueda masticarlos y tragarlos mejor. Se tiene que comprobar que la comida ha sido tragada antes de darle otra cucharada
  5. Cuidado con la siesta: se recomienda que el paciente no se tumbe a dormir antes de los 30 o 60 minutos después de haber comido. De esta forma, se evita que la comida pueda subir y atragantarle.
  6. Varias comidas al día: es importante que se reparta la ingesta alimentaria en 5 o 6 tomas al día para, así, servir porciones más pequeñas y que sean más fáciles de digerir
  7. Platos nutritivos: debemos apostar siempre por ingredientes altamente nutritivos para que, cuando coma, sea una comida llena de vitaminas y minerales. Evitar los azúcares y las grasas trans y apostar por una dieta equilibrada.
  8. Alimentos tiernos y fáciles de tragar: evitar las piezas demasiado duras o la comida difícil de masticar para facilitar que la comida llegue al estómago
  9. Comidas de máximo 30 minutos: las personas con disfagia ralentizan su ritmo al comer pero debemos evitar que estén más de 30 minutos comiendo porque se cansará y aborrecerá la comida
  10. Beber 2 litros de agua al día: para que el cuerpo esté bien hidratado y la comida pueda bajar y moverse correctamente por el interior del sistema digestivo

De todas formas, es recomendable hablar con el médico para que nos dé las pautas específicas a seguir en cada caso particular. Aprender a evitar la disfagia es esencial para garantizar una calidad de vida óptima a cada paciente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *