¿Cuáles son las principales enfermedades crónicas en ancianos?

enfermedades crónicas mas comunes en ancianos

La llegada a la tercera edad constituye un gran cambio para la salud de las personas. Y es que, al cumplir años, nuestro organismo puede empezar a fallar y, en general, nuestro estado físico se muestra más debilitado.

Es por este motivo que, de forma general, se pueden establecer algunas enfermedades como las más habituales en las personas ancianas. En el post de hoy de Benviure queremos descubrirte cuáles son las principales enfermedades crónicas en ancianos para que, así, las conozcas y puedas estar prevenido.

Las principales enfermedades crónicas en ancianos

Antes de entrar en detalle a descubrirte el listado de las enfermedades crónicas más habituales en las personas de la tercera edad, creemos que es importante que sepamos qué significa exactamente una “enfermedad crónica”. Cuando añadimos este adjetivo, estamos haciendo referencia a un tipo de enfermedad de larga duración que suele ir evolucionando en el paciente y que no se puede curar.

Las personas mayores tienden a padecer este tipo de enfermedad ya que, tal y como apunta el INE (Instituto Nacional de Estadística), 1 de cada 6 españoles ancianos padecen una enfermedad crónica. Pero ¿cuáles son las más comunes?

A continuación te dejaremos una lista con las principales enfermedades crónicas en ancianos para que las conozcas mejor y puedas estar prevenido.

Artritis y artrosis, las enfermedades crónicas más habituales

La artritis es un tipo de enfermedad que se da en las articulaciones y que causa la hinchazón de las mismas. Se inflaman y esto hace que la persona que padezca la condición se queje de dolores y molestias en el cuerpo.

Por otro lado, la artrosis es otra de las condiciones que afectan a los huesos. Se trata de la enfermedad que aparece después de haber padecido una situación grave de artritis y consiste en que la degeneración del cartílago, algo que produce dificultades de movimiento, así como dolores.

Diabetes

Muchas personas ancianas padecen diabetes. Esta enfermedad crónica aparece por haber seguido una dieta desequilibrada a lo largo de sus vidas, por llevar una vida sedentaria o, también, a causa del estrés.

Sin embargo, es una enfermedad que se puede controlar muy fácilmente, siempre y cuando se sigan las pautas marcadas por el médico y se lleve un control exhaustivo.

Alzheimer y demencia senil

Otra de las principales enfermedades crónicas en ancianos son las que afectan a la mente humana. La demencia y el Alzheimer son dos condiciones que pueden darse en la tercera edad, son enfermedades cognitivas que alteran funcionalidades mentales como la memoria o las capacidades del habla, de la lógica, del razonamiento, etcétera.

Estas enfermedades suelen ocurrir debido a que el cerebro envejece y, por tanto, se deteriora. Esto hace que las células nerviosas se atrofien y estén más débiles, por lo que las funciones mentales se ven mermadas.

Parkinson, otra enfermedad crónica propia de los mayores

El Parkinson es una enfermedad neurodegenerativa que ataca a las neuronas cerebrales. Esto hace que se vayan perdiendo neuronas y que el paciente empiece a experimentar algunos síntomas propios de esta condición como son alteraciones emocionales, motoras, cognitivas, funcionales, etcétera.

Aunque muchas veces se relacione el Parkinson con los espasmos corporales, lo cierto es que la enfermedad va mucho más allá y afecta directamente a las funciones cerebrales.

Hipertensión arterial

Y por último, otra de las principales enfermedades crónicas en ancianos es padecer de problemas con la tensión. Por lo general, los adultos mayores suelen tener la tensión alta, un desequilibrio que debe controlarse al máximo porque esta condición puede causar graves problemas en el corazón.

Para controlar la tensión existen fármacos especializados pero, además, es imprescindible que se lleven a cabo unos hábitos de vida saludables y se reduzca el consumo de sodio en la dieta.